Inicio Cultura EGIPTO: CUNA DEL MAQUILLAJE

EGIPTO: CUNA DEL MAQUILLAJE

3079
Compartir
Los egipcios fueron los primeros en utilizar el ocre óxido y hierro natural para dar color a los labios.

 

La Voz del Árabe(LVÁ) – Cd. de México, diciembre 21 del 2016 – La historia del maquillaje tiene mucho en común con la práctica de decorar las partes visibles de la piel para lucir más atractivos y estéticos, en donde el maquillaje artístico juega un papel muy importante al permitir caracterizar a un personaje teatral, cinematográfico, televisivo, etcétera.
Sus inicios se remontan a la documentación que hizo el antiguo Egipto sobre la importancia del maquillaje en la cultura, donde utilizaban una mezcla de tierras, tintas y cenizas para obtener diversos colores en sus cosméticos, realzando la mirada con colores vivos en los párpados.
Asimismo, los egipcios fueron los primeros en utilizar el ocre óxido y hierro natural para dar color a los labios, así como pulverización de minerales para los tonos turquesa que aplicaban en párpados y pinzas de depilar para dar forma a sus cejas.
La historia del maquillaje en Egipto nos habla de la utilización de ungüentos, puesto que para ellos era muy importante contar con ojos llamativos y seductores, además de una piel tersa. Las mujeres creaban sus propias cremas para el rostro a  base de plantas y aceites naturales.
En Arabia, Roma, Grecia y Mesopotamia, en la Edad Antigua la historia del maquillaje inicia con la mezcla de yeso, harina de habas, albayalde y tiza para aclarar la piel. En Grecia, Roma y Persia se utilizaban mucho las pinturas a base de henna para cabello y rostro. El rímel lo producían mediante huevos de hormiga y moscas machacadas, aplicándolo sobre las pestañas para ennegrecerlas.
En Arabia, las mujeres permanecían la mayor parte del tiempo dentro de los palacios en harenes, por lo que pasaban muchas horas embelleciéndose con masajes, aceites, baños perfumados y coloretes para las mejillas y kajel o khöl en los ojos. (Son lo mismo, uno en pasta o lápiz y el otro en polvo).
_______________________________________________________________________________________________
Las declaraciones y opiniones expresadas en esta publicación son exclusiva responsabilidad de su autor y no representan necesariamente el punto de vista de La Voz del Árabe.

 

Compartir
_________________________________________________________________________________
Las declaraciones y opiniones expresadas en esta publicación son exclusiva responsabilidad de su autor y no representan necesariamente el punto de vista de La Voz del Árabe.